El tiempo - Tutiempo.net

En las últimas semanas, la localidad de Lomas de Zamora se vio sacudida por un escándalo que involucra a la empresa constructora Berdoldis Construcciones, conocida bajo el nombre de fantasía “Portofino”. Más de 100 personas se encuentran afectadas después de que la constructora cerrara sorpresivamente sus puertas. El propietario de la empresa, Pablo Bertoldi, enfrenta graves acusaciones de estafa y asociación ilícita y, actualmente, se encuentra prófugo de la justicia. Las autoridades estiman que la cantidad defraudada asciende a más de 10 millones de dólares. Según las denuncias presentadas, el modus operandi de Berdoldis Construcciones consistía en ofrecer inmuebles a través de boletos de compraventa por aproximadamente 100 mil dólares. Posteriormente, prolongaban las negociaciones antes de cerrar abruptamente las puertas de sus oficinas, dejando a más de un centenar de personas en una situación comprometida. Además de las acusaciones por estafa, la constructora enfrenta cargos por asociación ilícita. En este contexto, se amplió la denuncia para incluir a los padres del prófugo, Miguel Ángel Bertoldi y Mabel Cristina Staffora, así como a los socios Úrsula Gutiérrez y Hernán Abel López. Dos de ellos ya se encuentran detenidos. Marco Tirendi, abogado representante de varios afectados, declaró: “Me presenté en representación de varios damnificados y solicité nuevos allanamientos y pruebas adicionales que destaquen la causa en el UFI 8 y el juzgado de garantías 5 para el expediente N 78647”. Tirendi también hizo referencia a Bertoldi, considerado el gerente de la empresa, a quien se le atribuye la autoría de las maniobras fraudulentas. En respuesta al escándalo, en los últimos días, las personas estafadas por la empresa llevaron a cabo manifestaciones en el lugar, buscando generar conciencia sobre el caso y exigiendo justicia para quienes resultaron perjudicados. 

Compartir

.